José Posada Herrera, 6
39300 Torrelavega, Cantabria
/
ENAMORATE Y SUEÑA
NUESTRO TRABAJO
9

9 de Julio de 2016.
¿Cuántas veces habremos mencionado esa fecha? y tras un año de emocionantes preparativos llegó el día, acompañado de un inusual y espléndido sol en mitad de una semana de lluvias en Cantabria. «No podía ser de otra forma» repetía una y otra vez mi madre.
Agotada tras una noche de poco dormir (pues se dice que no hay nervios… pero la noche antes empiezan a salir de su escondite) llego al torreón del Palacio de los Hornillos para prepararme, para lo que sin duda iba a ser el mejor día de mi vida. Amaya y Aradia lo habían preparado todo a la perfección, hasta el más mínimo detalle. No podía imaginar cómo habrían dejado finalmente las Fraguas… y me daba igual pues todo lo que pudiera imaginar era poco.
Con una coleta desecha y nada más que un poquito de colorete recibo a Juan Luis y Lourdes, quienes con esa magia especial que tienen hacen que te sientas como en casa… con tus amigos de toda la vida.
Poco después (aunque tarde como siempre) aparecen «las chicas» y entre camisas de hombre blancas, copas de champán y la compañía de «Wilson» empiezan a congelarse momentos y risas en forma de foto. Victoria se une al reportaje transformando esa coleta desecha y ese colorete, en un maquillaje y un recogido sencillo y natural sobre el que no podía faltar la pulsera de mi abuela luciendo sobre el velo.
Siempre se dice que el momento «vestido» es el más emotivo y especial para una novia… y nada más lejos de la realidad. Allí me esperaba colgado de la lámpara del torreón, mi vestido perfecto, tal y como siempre lo había imaginado. Ramo en mano, logradísimo por el gran florista Manolo, me siento a esperar a mi padre y mi hermano, quienes no podían faltar para acompañarme al altar y quienes aunque trataban de disimularlo… estaban tan emocionados como yo.
Todo estaba listo…
El ambiente en San Jorge era como de cuento. Alfombra roja, todos nuestros seres queridos, «Thousand Years» interpretada por las grandes artistas Corelli y en la puerta de la iglesia levanto la mirada para verle… a ÉL. Creo que nunca podré olvidar esa imagen y ese momento… Allí estaba increíblemente guapo y elegante, mirándome fijamente… esperándome.
Ojalá pudiera haber parado el tiempo en ese instante… o revivirlo una y otra vez. Es ahí cuando te montas en esa famosa «nube» de la cual ya no te bajas hasta que termina el día, despidiendo al último autobús en la puerta de las Fraguas…JUNTOS. Muchísima emoción, lágrimas, sonrisas… más lágrimas… todo un cúmulo de sensaciones concentradas, que no es posible expresar con palabras.
Gracias Juan Luis y Lourdes, pues con vuestro gran trabajo hoy podemos volver a sentir esas emociones cada vez que recorremos las páginas de nuestro álbum… Creo que lo que sucedió la primera vez que vimos el álbum lo resume a la perfección… no hacen falta palabras.
UN FENOMENO, como decía mi hermano cuando veía a Juan Luis tirado en el suelo para capturar la mejor foto, o UN ENCANTO, como todos definimos a Lourdes siempre que hablamos de ella… unos grandes profesionales y mejores personas. Gracias una vez más por vuestra magia.

 

NOVIA
Vestido: Cristina Valenzuela
Zapatos: Jesús Mendizábal
Maquillaje y Peluquería: Victoria Estilistas

NOVIO
Traje: Lander Urquijo
Corbata: Hackett London
Zapatos: Berwick

Flores: Peñas Blancas
Coral: Corelli
Lugar: Las Fraguas

CERRAR